Chapecoense: así la pasan tres años después de la tragedia

Chapecoense había llegado a la final de la Copa Sudamericana 2016.

Deportes
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

En el año 2016, el modesto Chapecoense pasó de ser un equipo desconocido en el ámbito internacional, a ser el equipo revelación del fútbol en América del Sur a ser uno de los finalistas de la Copa Sudamericana, la segunda competición de clubes más importante de la Conmebol.

Habían llegado a la instancia decisiva tras una sorprendente campaña en la que eliminaron sorpresivamente a equipos muy poderosos del continente como Independiente de Avellaneda y San Lorenzo, ambos ganadores de la Copa Libertadores en años anteriores. En su trayecto a la gran final también dejaron al Junior de Barranquilla en el camino y solamente Atlético Nacional, el equipo más poderoso de América en ese momento, los separaba de alcanzar una hazaña histórica para el pequeño club de Chapecó.

Sin embargo el sueño del Chapecoense se convirtió en una pesadilla en la noche del 28 de noviembre. Justo cuando el equipo estaba a punto de llegar a Medellín para disputar el primer juego de la final, el vuelo 2933 de la empresa Lamia que los transportaba, se quedó sin combustible y se estrelló en un cerro de La Unión (Antioquia). 71 ocupantes del avión, incluyendo el cuerpo técnico y la mayoría de los jugadores del equipo murieron.

Días después, la Conmebol les concedió el título de la Copa Sudamericana en homenaje a las víctimas, dando lugar a la celebración más triste de la historia del fútbol en nuestro continente.

El presente del club

Tres años después de la tragedia, la actualidad de Chapecoense no es la mejor. Justamente el miércoles perdieron ante Botafogo y el resultado los condenó a descender a la Serie B, la segunda división del fútbol de su país para la temporada 2020.

Regístrese a través de nuestro servicio gratuito de suscripción por correo electrónico para recibir todas las noticias de nuestro Caribe.