Denunciaron que el Estadio El Salaito de Riohacha solo cuenta con iluminación hasta la mitad

La Guajira
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

Los deportistas que frecuentan el estadio El Salaito de Riohacha están descontentos, toda vez que el escenario deportivo desde hace algún tiempo se encuentra solo con iluminación a la mitad.

El escenario ubicado en el corazón del barrio Arriba de Riohacha, es visitado por centenares de deportistas juveniles, adolescentes, infantiles y adultos para la práctica de fútbol.

No obstante, ante esta situación indican que les ha tocado utilizar el escenario solo a la mitad.

“Increíble esto que pasa en Riohacha en donde los deportistas tengan que utilizar este escenario solo la mitad, ya que la otra mitad no tiene iluminación y se corre el riesgo que alguien los atraque por la oscuridad”, aseveró un deportista del sector.

Una persona que pidió reserva de su identidad indicó que, al parecer, las dos torres donde están las lámparas habían sido visitadas por delincuentes quienes se habrían hurtado, presuntamente, los cables y por esto hay solo iluminación en la mitad del escenario.

“El estadio El Salaito ha sido prácticamente desvalijado por personas inescrupulosas que lo frecuentan, eso no es un secreto, todo el barrio Arriba lo sabe”, afirmó la fuente.

Al respecto el director de Undeportes, Dilver García, indicó que dicha situación debe ser solucionada por la Secretaría de Obras.

“Desafortunadamente Undeportes no maneja los recursos para la realización de esos proyectos, de lo contrario todas las canchas estuviesen iluminadas. Eso le corresponde a Obras. Nosotros como directores de Deportes no toca ser supervisores de las obras deportivas, espero se pueda mejorar y esto se convierta en una secretaria y poder ayudar en el tema, pero se no sale de las manos”, comentó Dilver García, director de Undeportes.

Regístrese a través de nuestro servicio gratuito de suscripción por correo electrónico para recibir todas las noticias de nuestro Caribe.