Tras varios operativos de la Policía Nacional 

Por Redacción judicial

En un allanamiento a un inmueble en el barrio Majupay de Maicao, miembros de la Policía lograron la captura de tres personas, así como la incautación de seis armas de fuego y un radio de comunicaciones.

La residencia señalada, al parecer, era un almacén clandestino donde guardaban aceite de contrabando para vehículos.

“Varios días de seguimiento e inteligencia dan cuenta que de este lugar salían y entraban personas para el préstamo de armamentos para cometer actos ilícitos que van desde hurtos hasta homicidios; es así como la Seccional de Investigación Criminal e Interpol –Sijín–, logra ubicar a dos mujeres y un hombre al interior de la casa, quienes estarían custodiando todo lo encontrado en el lugar y serán quienes enfrentarán a la justicia por el delito de fabricación, tráfico y/o porte de armas de fuego o municiones”, informó la Policía Nacional en La Guajira.

En total, las autoridades hallaron 1 radio base de comunicaciones en perfecto estado, 1 pistola marca Smith & Wesson calibre 9 milímetros, 1 pistola marca Colt calibre 45 milímetros, 4 carabinas calibre 22 milímetros, 5 proveedores para la pistola y 61 cartuchos, así como cinco vainillas percutidas calibre 38. Asimismo, 135 galones de aceite de contrabando para vehículos, junto con 3.000 envases plásticos y equipamiento consistente en 500 sellos o marquillas de diferentes y reconocidas marcas, para así revenderlo como producto nacional. Por otro lado, se inmovilizaron dos vehículos de procedencia venezolana.

“Las armas serán enviadas a laboratorios de criminalística para establecer si participaron en hechos delictivos”, aseguró el coronel José Wilmer García Mendivelso, comandante de la Policía en La Guajira, quien invita a toda la comunidad a que denuncien para poder seguir contrarrestando cualquier hecho delictivo en el Departamento.

De igual forma, la Policía Nacional capturó una persona de 27 años, quien fue sorprendida con un arma de fuego tipo revólver marca Smith & Wesson y un cartucho para el mismo.

 Los hechos ocurrieron a la altura de la calle 16 con carrera 10 de Maicao, en cercanías de la terminal de transporte de este municipio. El aprehendido y el arma de fuego fueron dejados a disposición de la autoridad competente, quien definirá su situación jurídica.   

Continuando con los operativos en este municipio fue sorprendido en flagrancia un ciudadano de 30 años de edad, a quien se le halló en su poder 70 cigarrillos de marihuana, los cuales pretendía comercializar; su arresto se produjo en la calle 17 con carrera 10 de esta localidad.

En otra diligencia judicial fueron confiscados varios cigarrillos de marihuana. Quienes los portaban, al notar la presencia de la Policía se dieron a la huida; el estupefaciente fue dejado a disposición de la autoridad competente.

“Estamos trabajando para contrarrestar hechos delictivos, es por ello que se hace un llamado a la comunidad de este municipio para que suministren información que nos permita seguir dando resultados en pro de la convivencia y seguridad ciudadana”, aseguró el coronel José Wilmer García Mendivelso.

Un ciudadano resultó con quemaduras en el hecho

Por Redacción judicial

Fuertes enfrentamientos se registraron en la comuna 10 de Riohacha, en el sector del barrio Dividivi, donde dos uniformados de la Policía Nacional en Riohacha resultaron heridos, uno de ellos a bala y otro a golpes.

Se  conoció que el caso se registró en la calle 70 con carrera 12B donde se generaban algunos operativos de requisa, control a personas sospechosas y al contrabando de hidrocarburos.

Testigos indicaron que los uniformados lanzaron gases lacrimógenos, lo que provocó que la comunidad del sector reaccionara de manera violenta.

Según las autoridades, los agentes lesionados son: el patrullero Freiner David Daza Abshana, de 22 años, quien registra una herida producida por arma de fuego en su pierna derecha y esquirlas en su pie izquierdo, mientras que el uniformado Flavio Alarcón Díaz, de 25 años, presenta una luxación en uno de sus hombros; según dictamen médico su estado de salud es estable.

Ambos fueron ingresados a la Clínica Cedes, donde se recuperan de sus lesiones, informó una fuente de la Policía Nacional en La Guajira.

Por su parte, la comunidad del sector se mostró inconforme por el procedimiento que  se llevó a cabo en la Comuna 10 de Riohacha.

“Los uniformados lanzaron gases en cercanías de un hogar del Icbf, sin importarle que podrían afectar a los cerca de 200 niños que allí se encuentran”, contó un testigo.

Al cierre de esta edición la Policía Nacional adelantaba procedimientos para dar con la captura de las personas que ocasionaron las heridas a los uniformados.

Cabe resaltar que un civil, del que se desconoce su identidad, fue trasladado hasta la Clínica Cedes de Riohacha con quemaduras de segundo grado. 

Se conoció que al parecer será remitido a un centro médico de mayor complejidad en el municipio de San Juan del Cesar.

En la vía Manure- Uribia, a la altura del sitio conocido como Betel

El joven ingeniero industrial oriundo de Manaure, José Carlos Mengual Velásquez, sufrió un aparatoso accidente la noche del pasado sábado cuando regresaba de Uribia, hecho en el que su vehículo chocó contra unos tanques de señalización a la altura del sitio conocido como Betel, jurisdicción de Manaure.


José Carlos Mengual, ingeniero industrial, herido.  

Mengual Velásquez, de 24 años, se movilizaba en un vehículo Toyota tipo Fortuner de placas EKZ–435, en compañía de Yomairo Bueno. Ante el fuerte impacto contra los tanques de precaución, el automóvil se salió de la vía dando varias vueltas.

Mengual aseguró que los tanques ubicados en el sector de Betel no tenían señalización de luces ni mechones artesanales de fuego, por lo que resultó inútil esquivarlos y evitar el impacto.

Las dos personas que viajaban en el vehículo accidentado sufrieron múltiples golpes y fueron remitidos al Hospital Nuestra Señora del Perpetuo Socorro de Uribia, y  según el reporte médico, se encuentran fuera de peligro.

Cabe anotar que en el tramo vial del sector de Betel –también conocido como la Batea–, fueron ubicados unos tanques señalando un desvío como medida de precaución para los conductores, teniendo en cuenta los trabajos de mantenimiento y adecuación que se van a realizar en la vía por los hundimientos que se registran en la capa asfáltica.

Otro caso

En el mismo sector de Betel, el conductor de una motocicleta sufrió un accidente debido a las condiciones de la capa asfáltica. 

Entre tanto, las autoridades de tránsito de La Guajira, adelantan las investigaciones pertinentes, con el fin de determinar las responsabilidades y causas del accidente.

Sign up via our free email subscription service to receive notifications when new information is available.